Ley de conciliación familiar 2017


La Ley de conciliación familiar, actual en dos mil diecisiete, contempla una serie de medidas para facilitar la paternidad a aquellas parejas en las que los dos trabajan. En el presente artículo te explicamos todo cuanto esta Ley ha establecido al respecto, como otras medidas relacionadas que se hallan en otras reglas.

1. Ley de conciliación familiar 2017

Cuando en una pareja los dos trabajan, tener hijos puede ser verdaderamente conflictivo. Esto ha hecho que la tasa de natalidad en España se haya visto reducida a lo largo de los últimos tiempos.
Es por esta razón que la Ley de conciliación familiar ha aprobado una serie de medidas a fin de que quienes se hallan en esta situación puedan resolverse a ser progenitores sin que esto les traiga grandes quebraderos de cabeza. Se trata eminentemente de las que vamos a ver en los próximos apartados.

2. Permiso de paternidad

Desde el 1 de enero de dos mil diecisiete el permiso de paternidad es de un mes. Estamos frente a un derecho remunerado, puesto que los progenitores pueden cobrar el cien por ciento de la base reguladora a lo largo de su duración. Los requisitos para pedirlo son los siguientes:
Encontrarse afiliado a la Seguridad Social
Tener ciento ochenta días cotizados en los siete años precedentes al principio de la suspensión
Si no se cumple el requisito precedente, va a ser preciso reunir trescientos sesenta días de cotización a lo largo de siempre laboral
En el caso de estar cobrando el paro, esta prestación queda suspendida mientras que se cobra la paternidad.

3. Permiso de maternidad

El permiso de maternidad tiene una duración de dieciseis semanas, a lo largo de las que la trabajadora cobra su salario completo. Mas para esto, debe cumplir los requisitos que vimos en el apartado precedente para el permiso de paternidad.
Sin embargo, acá hay algunas excepciones:
Si la madre y trabajadora es menor de veintiuno años cuando nazca su hijo, no se le demandará ningún periodo mínimo de cotización
En el caso de que tenga entre veintiuno y veintiseis años, se le demandará solo noventa días de cotización a lo largo de su vida laboral
Independientemente de la edad de la trabajadora, si esta no ha reunido el periodo de cotización mínimo para cobrar esta prestación, va a tener derecho a cobrar el IPREM a lo largo de cuarenta y dos días desde el parto. El IPREM está fijado ahora en quinientos treinta y dos euros por mes.
Este periodo de cuarenta y dos días es extensible en catorce días más en ciertos supuestos, como las familias monoparentales, las familias numerosas, el parto múltiple o bien la discapacidad.

4. Reducción de jornada

Se trata del derecho a reducir la jornada por el cuidado de pequeños menores de 8 años. En un caso así es un derecho no remunerado, en tanto que acarrea una reducción del sueldo proporcional a las horas que no se trabajen.
Esta minoración puede ser de entre un octavo y la mitad de la jornada, y puede ampliarse a familiares hasta el segundo grado de consanguinidad o bien afinidad que no puedan valerse por sí solos.
Para solicitar esta reducción solo se requiere un año de antigüedad en la compañía. Su duración va a ser de un mínimo de 4 meses, y un máximo de 3 años seguidos por hijo y 2 por familiar. Se pueden amontonar hasta un total de 5 años.

5. Modificación de jornada

Aparte de reducir la jornada, es posible asimismo pedir solo una modificación de exactamente la misma. Se trata de una medida que la compañía puede entregar o bien no, y que en contraste al caso precedente, no afecta al sueldo.
En cualquier caso, para saber más sobre la modificación de la jornada que puede proceder en todos y cada caso, va a haber que preguntar el Acuerdo Colectivo aplicable. Si este no establece nada, es preciso preguntar el contrato.

6. Permiso de lactancia

Las trabajadoras están en su derecho a un permiso por lactancia de un hijo menor de 9 meses. Dicho permiso va a ser de una hora de ausencia por cada 8 horas de trabajo. Si lo desean, pueden dividir esa hora en 2 partes. En el caso de parto múltiple, la duración de este permiso va a aumentar de forma proporcional.
El permiso de lactancia deja a la trabajadora lactante ausentarse del trabajo una de cada 8 horas de trabajo.

7. Excedencias

Las excedencias por maternidad, paternidad o bien cuidado de un familiar o bien dependiente dejan que el trabajador tenga derecho a que le guarden su puesto por lo menos un año.
Si la excedencia es por cuidado de un hijo, este tiempo cuenta como periodo de cotización, con un encuentre de un par de años. Caso de que sea por cuidado de otros familiares, asimismo se considerará tiempo cotizado mas con un límite de un año.

8. Ayudas para madres autónomas de la Ley de autónomos

Aparte de las medidas que contempla la Ley de conciliación familiar, la nueva Ley de autónomos asimismo recoge una serie de ayudas para madres autónomas. Estas consisten esencialmente en:
Una bonificación del cien por ciento en la cuota de la baja por maternidad
Otra bonificación asimismo completa, en un caso así por hijo a cargo
Una tarifa plana de 1 año para las madres que decidan retomar o bien emprender por vez primera

9. Medidas de seguridad de la Ley de prevención de peligros laborales

Es conveniente tomar en consideración asimismo las medidas de seguridad para embarazadas y lactantes que reconoce la Ley de prevención de riesgos. Entre otras muchas, esta Ley reconoce:
La prohibición de que las mujeres embarazadas o bien lactantes hagan trabajo nocturno y horas excepcionales. Asimismo se prohíben los trabajos que acarreen levantar o bien empujar pesos grandes, sacrificios físicos excesivos, etcétera
Si la trabajadora encinta o bien lactante presta sus servicios en un trabajo certificado como peligroso por un médico, ha de ser transferida a un pues no sea perjudicial para su estado, y sin reducción de sueldo.

Más información

Ley 39/1999, de cinco de noviembre, para fomentar la conciliación de la vida en familia y laboral de las personas trabajadoras